No pudo ser… y además era imposible

Posted by Manuel Pinazo on Miércoles may 4, 2011 Under Varios

Con ese titular abre Marca su edición de hoy. Ha terminado el maratón de clásicos y la cosa se ha decantado a favor del Barcelona.

El Barça, el mejor equipo del mundo y por qué negarlo, el más favorecido por los árbitros.

Resulta un poco paradójico que un club como el Real Madrid haya jugado tres de los cuatro partidos a empatar, con unos porcentajes de posesión de menos del 30% y que la única justificación de la derrota sea los fallos arbitrales.

Si vemos la rigurosidad de los arbitrajes está clarísimo que en TODOS los partidos efectivamente se han decantado a favor de los culés, pero quizá ese clima, ese continuo lloro y los antecedentes de bocazas como Mou o descerebrados como Pepe han facilitado las cosas.

¿Dónde quedó el Madrid de la casta de Raúl? ¿Y el de las remontadas históricas de La Quinta del Buitre? ¿Y el  Madrid de Del Bosque que salía al campo a ganar con señorío?…

Para los madridistas se nos acabó la temporada hasta finales de agosto. Ahora sólo queda esperar, felicitar al rival y poco más.

De todos modos, ahora que han acabado los clásicos, que han matado a Bin Laden… ¿de qué vamos a hablar? ¿de política? No por Dios…

2 Responses to “No pudo ser… y además era imposible”

  1. fidelon Says:

    Cierto, se acaban los temas de conversación…esperemos que saquen pronto disco Muse ;-)

  2. EMIL Says:

    Estoy totalmente de acuerdo. Muy buen análisis. El Madrid de hoy recuerda al Barça de hace 20 años. Siempre llorando y escudandose en los árbitros. Hay que hacer algo más que llorar y podrían empezar por jugar, por que equipo tiene.

Leave a Reply