Hoy, 21 de abril Robert Smith cumple 57 años y como somos muy fans, pensamos que es un buen momento para felicitarle de alguna manera. Ya sabes que el próximo mes de noviembre The Cure estarán tocando en nuestro país (día 20 en el Barclaycard Center de Madrid, 24 en el BEC de Bilbao y 26 en el Palau Sant Jordi de Barcelona) y hemos querido preparar una playlist conmemorativa con 10 canciones de su carrera que hablan del paso del tiempo.

Esa ha sido una de las obsesiones más recurrentes en su discografía y prueba de ello son algunas de las composiciones que recordamos a continuación:

Seventeen Seconds
El segundo disco de The Cure llevaba por título el nombre de esta canción. En la que nos hablaban de cómo el tiempo desaparecía secretamente y cóm so esos diecisiete segundos se convertían en una medida de vida. Todo ello arropado por un evocador envoltorio que casi 40 años después de su publicación, sigue sonando atemporal.

Primary
Ya desde sus primeros discos Smith demostró que el paso del tiempo solía estar presente en sus canciones. Él era apenas un imberbe por aquél entones pero ya se marcaba frases tan lapidarias como el estribillo de esta canción “A medida que avanzamos y nos ponemos viejos, más sabemos, pero menos demostramos”. ¿Cómo te quedas?

100 Years
Uno de los totems oscuros de The Cure abría Pornography (1982). Un tema angustioso y retorcido que aún hoy, 34 años después de su publicación sigue siendo un fijo en sus directos. Una canción que se cerraba con la lapidaria afirmación “Una y otra vez morimos, uno después de otro…” . Buenrollismo total.

Sinking
Robert Smith compuso el cierre de The Head On The Door (1985) con apenas 25 añitos y ya nos contaba cosas como “Me voy calmando según pasan los años, me estoy hundiendo” una gráfica descripción de lo que es el paso del tiempo en una grandiosa pieza presidida por un omnipresente bajo.

A Thousand Hours
Esta bonita canción incluida en Kiss Me Kiss Me Kiss Me (1987) hablaba del paso del tiempo y las horas gastadas al día que eran necesarias para sentir el corazón durante un segundo. Sin duda una de las joyas escondidas de su repertorio.

To The Sky
Una de esas rarezas de su discografía que aún así, tienen la calidad de muchos de los temas titulares. Esta pieza, grabada en las sesiones de Kiss Me Kiss Me Kiss Me (1987) e increíblemente descartada, habla de la añoranza del ayer. La nostalgia de recordar la infancia y de “Respirar bajo el sol azul celeste de los recuerdos de otros tiempos”.

Closedown
Disintegration (1989) está considerada la cima creativa de The Cure. Un álbum redondo y atemporal que sigue transmitiendo las mismas sensaciones que cuando salió a la luz. Un disco que fue concebido bajo el shock que supuso a Smith pasar a la treintena. En algunas de sus canciones se percibe esa nostalgia, aquí representada en esta con la apertura: “Estoy escapando al tiempo…”.

39
Si Disintegration narraba el paso de la veintena a la treintena, Bloodflowers (2000) hacía lo propio con la cuarentena. Prueba de ello fue esta “39” donde nos adelantaba que “el fuego está casi apagado y no queda nada que quemar”.

Anniversary
Una de las mejores piezas de su disco homónimo de 2004 ¿la última vez que han conseguido emocionarnos? hacía continuas referencias a un tiempo, que cuando estuvo inmóvil, lo único que fue es eso, un interminable momento. Grande.

Underneath The Stars
“Estamos aquí flotando bajo estrellas encendidas desde hace 13 millones de años y todo lo pasado (…) y todo por venir, es nada para nosotros” así de reflexivo se muestra Smith en sus últimas composiciones (este tema es de 2008) que según comentan los rumores pronto tendrán continuación. ¿Apostamos de qué hablará en alguna de sus nuevas canciones?

Publicado en Muzikalia.

Leave a Reply