Miles Kane – Coup De Grace (EMI)

Después del segundo capítulo al frente de The Last Shadow Puppets es hora de que sus dos cabezas visibles vuelvan al redil. Por un lado, Alex Turner con sus Arctic Monkeys sintiendo el influjo de su proyecto paralelo y aplicándolo en el discutido Tranquility Base And Hotel + Casino y por el otro, su amigo Miles Kane, quien reactiva su carrera en solitario con su ya tercera obra, en la que deja a un lado el poso de éstos y para nuestra decepción, vuelve a apostar por vampirizar los tics del pop británico de las cuatro últimas décadas.

Tras enterrar a los discretos The Rascals, Kane sorprendió con la frescura de un debut como Colour Of The Trap (2001) al que siguió el también digno Don’t Forget Who You Are (2013)  en el que expandía virtudes de la mano de The Jam, Elvis Costello, Oasis, The Beatles o The Kinks. Un lustro más tarde retoma esa senda revisionista en Coup De Grace, varios peldaños por debajo de sus antecesores; quizá lastrado por la nula capacidad de sorpresa y riesgo o simplemente, por mera comparación.

Algo parece no terminar de cuajar en este álbum en el que Miles Kane se hace acompañar de Jamie T como coautor de la mayoría de los temas, además del productor John Congleton (St. Vincent, Swans). Quizá esperábamos que aprovechando el impulso de su amigo Turner, diera el espaldarazo definitivo a su carrera acercándose a las cuotas de notoriedad que se le suponen, pero de momento tendremos que conformarnos con un disco tan amable y disfrutable, como disperso y poco perdurable.

El querer sonar a una cosa en cada canción sin terminar de conformar una identidad propia, resta fuerza a un conjunto que adolece de falta de solidez, a pesar de contar con momentos destacables como el arranque espídico de “Too Little Too Late”, el devaneo glam a lo T. Rex de “Cry On My Guitar”, las bases hiphoperas de una “Loaded” con la presencia testimonial de Lana del Rey, la balada post britpop de “Killing the Joke“, la stoniana “Wrong Side Of Life” o el soul negroide de “Coup De Grace”.

¿A la cuarta irá la vencida? Esperemos que sí.

Escucha Miles Kane – Coup De Grace

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.