Johnny Marr – The Messenger

Posted by Manuel Pinazo on Martes mar 5, 2013 Under Críticas

Johnny Marr / The Messenger / Por Manuel Pinazo

Han tenido que pasar nada menos que 25 para que por fin pudiéramos disfrutar de un trabajo en solitario de Johnny Marr. The Smiths, la banda de pop más influyente de los 80 decía adiós en 1987 y desde entonces su vocalista Morrissey decidió emprender el camino por su parte aprovechando su carácter egocentrista para seguir dándonos muestra de su talento. Mientras, el coautor de un legado aún imprescindible, continuó en un segundo plano durante décadas.

Por el camino quedaron diversas colaboraciones, tanto prestando canciones a artistas como Bryan Ferry (su “Money Changes Everything” repudiado por Morrissey se convirtió en “The Right Stuff”) como grabando discos con otros, como The The o Kirsty MacColl. En la década de los 90 nos sorprendió asociándose con Bernard Sumner de New Order para fundar Electronic y entregarnos tres álbumes que aun sin ser nada del otro mundo, contenían algún que otro tema para el recuerdo.

Hasta que en 2003 finalmente encontró su propia voz para fundar Johnny Marr Healers y publicar un trabajo en el que como dijimos en su día, le salió el tiro por la culata aduciendo una grandísima crisis de personalidad. Desde entonces pudimos encontrárnoslo como miembro de Modest Mouse o The Cribs, en otras colaboraciones puntuales (Pretenders, Talking Heads…) o en bandas sonoras; hasta que finalmente se confirmó su debut como solista a finales del pasado.

Marr se decide al fin a dar un paso adelante para colocarse en primer plano asumiendo todo el protagonismo y nos entrega un trabajo tremendamente efectivo y adictivo en el que las guitarras, como no podía ser de otra forma brillan, por encima del conjunto. Desde los primeros acordes de “The Right Thing Right” asumimos que The Messenger es un disco musculoso, marcadamente melódico en el que nos encontramos con todos los sonidos que ha ido mostrándonos a lo largo de su carrera. Desde los punteos afterpunk de “I Want The Heartbeat”, al guiño a “What She Said” de “European Me” que pronto reconocerán los fans de The Smiths. El álbum contiene multitud de singles en potencia que ya querría para sí cualquier banda británica de los últimos 30 años (“Upstarts”, “Lockdown”, “The Messenger”) e incluso sorprende cuando entra en terrenos introspectivos (“Say Demesne”, “New Town Velocity”) o más contundentes (“Sun & Moon”).

Marr se reivindica al fin como lo que siempre debió ser, un artista a la altura o varios peldaños por encima de los mejores de su generación. Y a su vez, un músico muy a tener en cuenta en nuestros días.

Publicado en Muzikalia.

Leave a Reply